Inicio » blog » Campañas de Facebook

Campañas de Facebook

  • por
  • 7 min read
campañas de Facebook

Si estás aquí es porque es probable que no hayas hecho nunca campañas de Facebook y necesites ayuda o asesoramiento para hacerlos. En este caso, lo mejor que puedes hacer es contratar a alguien que se encargue de hacer la campaña por ti, y que tenga experiencia, pero si realmente tu presupuesto es nulo o demasiado bajo, podrás empezar tú mismo haciendo estas campañas con los consejos que te vamos a dar a continuación. Coge papel y lápiz y no te pierdas ningún detalle.

Familiarízate con Facebook Ads

Esta plataforma, aunque pueda parecer sencilla e intuitiva para un profesional del SEM (Search Engine Marketing), es un poco complicada de manejar al principio. Lo primero que debes tener en cuenta si quieres empezar a entender como funciona la Business Suite de Facebook (ahora Meta) es que esta herramienta funciona como una matrioska, compuesta por campañas de Facebook, conjuntos de anuncios (Ad Set) y anuncios.

Campaña

Una campaña es el primer gran elemento que debes configurar. Dentro de ella, encontrarás los conjuntos de anuncios, dentro de los cuales está cada anuncio particular. En este apartado deberás de definir cuál es tu objetivo.

Los objetivos tienen que ver con el funnel de ventas, y se dividen en tres categorías:

  • Awareness. En castellano es Conciencia. Básicamente consiste en que tus anuncios se mostrarán a los usuarios de Facebook para que ellos conozcan tu marca. Es la primera toma de contacto con tus usuarios o potenciales clientes. Aquí podrás seleccionar la opción Reach, que lo mostrará al máximo posible de gente; o Brand Awareness, que se lo mostrará a un público con mayores posibilidades de quedarse con tu marca. Con este tipo de campañas pagarás por cada mil impresiones (CPM).
  • Consideration. En este caso irás un paso más allá. Ahora que ya has hecho que tus clientes te conozcan, es hora de lanzarte a conseguir que hagan algo por ti, como acceder a tu página web, consumir tu contenido audiovisual, e incluso interactuando con él, generando engagement. Dependiendo del tipo de interacción que estés buscando pagarás un coste por clic, por interacción o por visualización (CPC, CPI y CPV, respectivamente).
  • Conversion. La parte más pequeña del embudo de ventas es la de conversión ¿Por qué? Porque a lo largo del desarrollo de tus campañas habras ido perdiendo a personas por el camino (ya sea porque realmente no están interesados en tu producto, porque tu campaña haya estado mal enfocada al target, o por infinidad de casuísticas), pero no te preocupes, con la audiencia a la que has ido dirigiendo tus campañas anteriormente podrás hacer un gran trabajo. Aquí deberás instalar el pixel de facebook y configurar la campaña de conversión de acuerdo a tus intereses, pujando por el Coste  por Adquisición (CPA).

Ad Set

Imaginate que lo que quieres es hacer una estrategia de alcance para conseguir que tu página web (independientemente de si es una tienda online o una página web meramente informativa). Deberemos, en primer lugar, seleccionar este objetivo en la campaña, dentro de la categoría Awareness.

Seleccionaremos el apartado Reach si nuestro objetivo es que nos conozca mucha gente, o Brand Awareness si lo que queremos es que nos conozca una audiencia muy concreta que es más probable que esté interesada en nuestro contenido. Sea de una forma u otra, esto nos ayudará a que nuestra marca sea reconocida.

Ahora que sabemos que tipo de campañas de Facebook queremos hacer, configuraremos la audiencia del Ad Set para que nuestra estrategia sea verdaderamente efectiva.

Audiencia

En este caso, como estamos configurando el apartado de Ad Set, y puesto que incluye varios anuncios, cuando estás empezando y si no tienes una formación específica, te recomendamos que crees varios Ad Sets con distintas audiencias, para ver cuál te funciona mejor.

Aunque lo mejor si acabas de empezar es que instales el pixel de facebook y le permitas recoger datos directamente desde tu página, para que pueda crear una audiencia específica acorde a los intereses de tus usuarios. Si decides no optar por esta opción, siempre podrás seleccionar tu mismo el tipo de audiencia al que irá dirigido el contenido de tu conjunto de anuncios, a partir de los datos que Facebook reune de los usuarios de Facebook (edad, sexo, idioma, intereses, preferencias, …).

Ten en cuenta que sus intereses y preferencias guardan relación con las que los usuarios han mostrado a facebook mediante su interacción dentro de esta red, por lo que si buscas dar a conocer tu nueva página de postres, podrías buscar una audiencia que tenga que ver con este mundillo y que vea este tipo de programas, siga a páginas de recetas o muestren interés por los DIY de postres, por ejemplo.

Según vayas completando los distintos apartados, Facebook te va a decir el potencial de alcance que tienes, mostrándote si tienes una audiencia correcta, demasiado amplia o si te quedas corto.

Disposición y presupuesto

A la hora de configurar este apartado de tus Campañas de Facebook te preguntará en qué lugar quieres que aparezcan tus anuncios. Te recomendamos que si no sabes bien lo que estás haciendo, no toques nada y dejes los lugares en automático. Sin embargo, si decides seleccionar sitios específicos, solamente deberás de darle a Edit placements.

En relación con el presupuesto, una vez que hayas terminado de gestionar la disposición de tus anuncios, deberás escoger el método de puja que prefieras, ya sea la puja automática basada en el menor precio posible, o la puja máxima. En este caso te recomendamos que si acabas de empezar selecciones la primera opción, y ya habrá tiempo de cambiarlo más adelante.

Los anuncios

Los anuncios son la última parte de la matrioska. Aquí deberás añadir todo el contenido que realmente se mostrará a los usuarios que has elegido en los dos niveles anteriores en forma de publicidad. Te recomendamos que no hagas solo un anuncio de entrada, si no que hagas al menos un par, dentro de dos conjuntos de anuncios, y segmenta una audiencia distinta, para saber cuál te funciona mejor.

En este apartado podrás seleccionar un contenido que hayas publicado de forma orgánica o, por el contrario, un contenido que hayas diseñado específicamente para hacer publicidad. En el primer caso solo deberás seleccionar el contenido que quieres promocionar, en el segundo, te contamos a continuación lo que debes hacer.

Lo primero que deberás hacer para crear tu anuncio desde cero es seleccionar el formato que quieres utilizar. No existe un formato mejor o peor en general, dependiendo de tu área de negocio deberás escoger uno u otro. Puede que un vídeo único sea muy útil para una tienda online que pertenezca a la rama de e-commerce dedicados a la tecnología, pero no para un proveedor de servicios de fumigación de naves industriales, por ejemplo, por lo que deberás probar y buscar concretamente que suele funcionar en cada nicho, y luego ver qué es lo que mejor te funciona a ti.

Una vez seleccionado el formato, deberás de completar los siguientes datos, como pueden ser la URL de tu sitio, la llamada a la acción, los idiomas, y, en general, todo el contenido que quieras meter.

Una vez que hayas terminado de confeccionar tu anuncio, podrás ver el resultado final que aparecerá en la pantalla de tus potenciales clientes. En este punto, revisa muy bien para evitar posibles errores, puesto que de hacerlo mal, podrás perder mucho dinero.

Si lo has hecho todo bien hasta aquí, ya deberías tener tus campañas de Facebook listas para ponerlas en marcha, así que adelante, es hora de empezar a mostrar tu marca al mundo. Pero nunca te olvides que nadie lo hace bien a la primera. Deberás testear constantemente tus campañas para conseguir que tengan un rendimiento óptimo, y, aunque no siempre haremos cambios significativos en las métricas, seguramente puedas detectar campañas que aunque funcionaron, han dejado de hacerlo, y cambiarlas por otras nuevas.

El mundo del SEM es complejo, puedes conseguir un gran retorno de la inversión, así que… ¡A por todas!